≡ Menu

¿Es Suficiente Pensar en Positivo?

Tienes dos opciones. Puedes pensar en positivo. Pensar que el universo es maravilloso. Que, si sabes como tratarlo, te suministrará todo lo que necesitas. O, por el contrario, puedes pensar que, hagamos lo que hagamos, siempre tenemos grandes probabilidades de no conseguir nada. ¿A cuál de los dos bandos perteneces?

Tengo pocas dudas. El primer bando es más atractivo. ¿Por qué? Porque las personas positivas:

1.- Ponen más pasión en todo lo que hacen. La pasión funciona como la gasolina. Cuando llenas el depósito de una persona con pasión, funciona, funciona, funciona,… Cuando la pasión desaparece, cuesta mucho más avanzar.

2.- Contagian a los demás. Todos los que piensas en positivo tienen un don. Son capaces de contagiar esa forma de pensar a los que les rodean. No hace falta mucho. Basta con compartir algo de tu tiempo. El virus entra y empieza a dominarte. Al poco tiempo, los resultados: más pasión en el mundo.

3.- Cargan de energía el ambiente. Las organizaciones, empresas,… que tienen gente positiva son distintas. Tienen colores distintos. Tienen ritmos distintos. Huelen de forma diferente. Están llenas de energía que les permite hacer cosas. Muchas cosas.

4.- Actúan más rápidamente. La combinación de todos estos elementos te lleva a actuar más rápidamente. No metes la quinta velocidad. La quinta es tu única velocidad. Todos van mucho más deprisa.

5.- Consiguen mejores resultados. Las personas positivas creen que las cosas son posibles. Que sus resultados pueden ser buenos o muy buenos. Cuando piensas de esta forma, aumentan tus probabilidades de éxito. A esto se le llama la ley de las “Expectativas Positivas”. Llegas hasta donde te permiten tus expectativas. Si tus expectativas son mayores, tus resultados son mejores.

Pensar en positivo es una buena estrategia, pero ¿es suficiente?

Lamentablemente, NO. Pensar en positivo es lo que los ingleses llaman “a must” (una exigencia). Es decir, el primer paso para que las cosas funcionen.

Si sólo piensas en positivo, corres el riesgo de vivir en un mundo de ilusiones. Sólo con desear las cosas y pensar que estas llegarán, no basta para conseguirlas.

La ecuación completa es “pensamiento positivo + acción”. Un marco mental adecuado y las ganas de actuar es todo lo que necesitas para convertir esa ilusión en realidad.

¿Tiene sentido ser positivo?

Salvador Figueros

Foto: publicprivate / Flickr

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someonePrint this page

{ 0 comments… add one }

Leave a Comment