≡ Menu

¿Te Gusta La Gaseosa Azul?

Jones Soda es una compañía de bebidas de Seattle (Estados Unidos). Aunque tiene una cartera de productos amplia, se ha hecho famosa por sus bebidas carbonatadas.

Jones ha conseguido hacerse un hueco en un mercado muy maduro. ¿Su receta? Colocarse donde no se coloca nadie. Atreverse a hacer lo que nadie ha hecho antes. Presentarse en un mercado maduro como un producto nuevo.

Cuando otras compañías han ido perdiendo mercado, Jones ha ido ganando protagonismo. Se ha convertido en una de las bebidas de moda del público joven.

Sus sabores

Hay que ser muy valiente para sacar una soda con sabor a “El día de acción de gracias”. Jones lo es. Tiene todo tipo de sabores. Todo tipo de nombres divertidos que enganchan a su público.

Puedes elegir  el que más te apetezca. Soda con sabor a paté de salmón, pavo, patatas y mantequilla, pastel de manzana, árbol de navidad, guisantes, poción de amor, dulce victoria, monedas de chocolate, pera picante,…

Sus colores

Azul, rojo, verde, amarillo, negro, naranja, violeta, granate,… Todos los colores valen. Todos están en sintonía con sus sabores. Todos aportan algo.

Son divertidos. Son atractivos. Enganchan. Pero, sobre todo, son diferentes. Se sitúan al otro lado. Se desmarcan de su competencia.

Sus etiquetas

Sus etiquetas son una parte fundamental de la personalidad del producto. Le aportan dos elementos. Interactividad e imagen. Involucran a sus consumidores en el diseño de las etiquetas. Les piden que les envíen fotos. Van almacenando todo lo que reciben y eligen qué fotografías formarán parte de las etiquetas de las próximas ediciones. También, dejan un pequeño espacio para que el cliente envíe su particular versión de galleta de la fortuna. Llenan las etiquetas de frases inspiradoras.

La imagen es importante. Se identifican con un público joven. Sus fotografías en blanco y negro tienen un look moderno y transgresor que encaja con ese tipo de público. La gente se identifica y reivindican su diferencia consumiendo su marca favorita.

Su marketing

Empezaron con canales de distribución alternativos. Vendían su soda en sus propios frigoríficos. Los colocaron en tiendas de skate, surf, snowboarding, ropa y música. También explotaron alternativas más radicales como salones de tatuajes y piercing. Toda su estrategia se adaptaba a la perfección a la imagen rebelde que quería vender a su público.

Sólo al final, cuando ya estaban introducidos en su público objetivo, cerraron acuerdos con grandes cadenas como Starbucks, Barnes and Noble, Target, 7-Eleven,…

Jones ha conseguido su protagonismo en un mercado muy difícil. Ha decidido no seguir a los demás. Construir su propia personalidad. Hacer que otros se sientan identificados. Ser una parte importante de la vida de sus clientes.

Jones ha ha sido capaz de desarrollar un negocio donde nadie creía que se pudiese hacer. Jones ha desarrollado un negocio y hace dinero con él.

 

Salvador Figueros

Foto: Tak / flickr 

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someonePrint this page

{ 0 comments… add one }

Leave a Comment

Next post:

Previous post: