≡ Menu

Momentum

“Momentum” es una palabra del latín que utilizan los ingleses. Quiere decir algo así como “velocidad de movimiento”. La utilizan los ingleses, pero es importante para todos.

Todo tiene “momentum”. Tu vida tiene momentum. Tu negocio tiene momentum. Tus relaciones tienen momentum. Tu…

Es importante saber que existe. Es importante saber que separa todo en dos estados distintos. Es importante alcanzarlo.

Las dos caras del “momentum”

El “momentum” marca la diferencia. Divide todo en dos. Un estado antes y otro después. Sencillo.

El estado anterior al “momentum” es un estado complicado. Todo es más lento, todo cuesta más. Falta velocidad.

Es el estado donde se construyen las cosas. Donde hay que prepararlo todo. Es el estado de la perseverancia.

Cuando entiendes cuál es el mecanismo, las cosas funcionan mejor. Sabes que hay que pasar por ahí. Que lleva su tiempo hacerlo. Unos lo recorren antes que otros. Está bien. Todos tenemos nuestra velocidad. Tus proyectos también la tienen.

El objetivo es tener “momentum”. Recorrer ese espacio que te separa de él y no flaquear en el intento.

Tener “momentum”

Al final llega. Ésa es la lógica, prepararlo todo para tener “momentum”. Cuando lo alcanzas todo fluye más rápido. Desaparece el rozamiento. Es el estado natural de las cosas que funcionan.

Un gran “momentum” se parece mucho a la quinta marcha de un coche. Utilizas las marchas anteriores para acelerar. Para llevar el coche hasta la velocidad de crucero. Cuando lo consigues, metes quinta. El motor deja de contenerse y el coche se lanza sin resistencia.

“Momentum” es una palabra que indica velocidad. También es el punto que marca la diferencia ente los proyectos que despegan y los que no lo hacen.

Salvador Figueros

Foto: khrawlings / flickr

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someonePrint this page

{ 2 comments… add one }

Leave a Comment

Next post:

Previous post: